APARATOLOGIA

foto plataforma vibratoria

Las vibraciones mecáncias controladas, la nueva forma de lograr bienestar

¿Qué es una plataforma vibratoria?

Una plataforma vibratoria o vibrante genera vibraciones o oscilaciones mecánicas induciendo una contracción muscular del cuerpo. Es ideal para el fortalecimiento de los musculos y la eliminación de las grasas, sin movimiento.

La idea de base que llevó a la realización de la plataforma vibratoria fue la de reemplazar o hacer complementario (dependiendo de la edad y de una serie de condiciones del paciente) la actividad física normal, reproduciendo las vibraciones beneficiosas que tenemos en una "locomoción" normal.


Estas vibraciones se transmiten a través del pie, la pierna, la columna vertebral y el cuello con enormes beneficios para todo el sistema esquelético-muscular.
El funcionamiento es sencillo.

La persona sube a la plataforma y selecciona el programa que desea para entrenar una parte específica del cuerpo. Entonces se posiciona sobre la plataforma en distintas posiciones que se explican en el manual de uso o directamente en el display de la máquina (según el modelo).

Desde los primeros momentos de ejercicio en la plataforma se empiezan a sentir claramente los efectos de las vibraciones: los músculos se contraen al 100%, la frecuencia cardiaca sube y aumenta la circulación sanguínea.

Al mismo tiempo, hay otras adaptaciones de larga duración mucho más importantes y profundas: las estructuras óseas se refuerza, aumenta la secreción de hormonas, el metabolismo, el consumo de calorías y se estimula el sistema nervioso central y periférico.

Beneficios:

• Mejora de la flexibilidad general, y en función del tipo de ejercicio realizado, incremento significativo y específico del rango de movimiento articular

• Aumento de la densidad ósea, con lo que supone un tratamiento preventivo de la osteoporosis y de sus consecuencias más llamativas como son las fracturas óseas.

• Aumento de la fuerza muscular, con mejora de la potencia y del salto vertical.

• Incremento de hormonas de corte anabólico y disminución de las hormonas catabólicas.

• Tratamiento de la lumbalgia. A pesar de que las vibraciones mecánicas (como las que se generan en el ambiente laboral) son generadoras de lesiones, las propias vibraciones mecánicas en un rango determinado de fecuencia y amplitud se han mostrado eficaces en el tratamiento de la lumbalgia.

• Disminución del dolor. La utilización de vibraciones mecánicas a baja frecuencia (en torno a los 20 Hz) o a frecuencias muy elevadas (en torno a los 100 Hz) dan lugar a modificaciones en el umbral del dolor, con lo que hay una disminución de la sensación dolorosa

• Mejora de la circulación periférica.

• Favorece la lipólisis y la disminución de la obesidad.

Las plataformas vibratorias han supuesto una auténtica revolución no sólo en el mundo del fitness sino en el de la estética.

Por fin una máquina consigue los mismos resultados que el ejercicio físico, sin esfuerzo y en un tiempo récord: 10 minutos equivalen a una hora de actividad física.

Los beneficios son tan completos como los del deporte: mejora de la forma física, gasto calórico, tonificación muscular y hasta aumento del tono vital.

Por sus espectaculares beneficios, los mejores centros de estética han incorporado la famosa plataforma vibratoria a su carta de tratamientos.

- Fitness. Mejora el tono muscular, la fuerza corporal e incrementa la elasticidad.

- Belleza. Ayuda a perder peso, reafirma zonas claves, elimina la celulitis, mejora el estado de los tejidos e incrementa la producción de hormonas regenerativas.

- Salud. Incrementa riego sanguíneo, mejora la postura corporal, reduce la producción de las hormonas del estrés.

- Deporte. Incrementa el rendimiento, aumenta la fuerza máxima, acelera la recuperación entre sesiones de entrenamiento, incrementa la potencia, agilidad, coordinación y elasticidad.

- Rehabilitación. Acelera la rehabilitación después de lesiones y operaciones, ya que permite entrenar sin impacto ni sobrecargas.

Desventajas:

Pasar más de 30 minutos sobre una plataforma vibratoria de forma habitual puede ser perjudicial para tu organismo, ya que hay estudios que demuestran que la sobreexposición del cuerpo a las vibraciones puede afectar negativamente a las estructuras tendinosas y los ligamentos.

Quiénes definitivamente no deben hacerlo son:

• Mujeres embarazadas

• Personas con desprendimiento de retina

• Quienes hayan tenido coágulos sanguíneos

• Pacientes con tumores óseos

Tarifas

1 Sesión 10´ - 5 Euros

Bono 10 sesiones de 10´ - 35 Euros